Confesiones Historias

“Me dijeron que no soy hermosa, sólo cogible”. La cruda historia del día a día de una mujer

En estos tiempos modernos, las mujeres buscan la libertad con la que no nacieron. El machismo ha sido opresivo con ellas durante toda su vida y hoy ya están cansadas. Muchas buscan romper con los parámetros establecidos, incluso a través de poemas crudos que nos enseñan el dolor y la opresión constante que sienten.

Este poema fue escrito por Daniela Silva Arce.

Me han dicho que no soy girlfriend material y ahora entiendo por qué.
Porque no tengo ni puta idea de cómo usar tacones.
Porque me gusta emborracharme y fumar marihuana con mis amigos.
Porque me gusta coger y sé que soy buena en eso.
Porque al parecer no soy hermosa, sólo cogible.

Porque uno de mis exnovios ahora es mi mejor amigo.
Porque no me veo bien todo el tiempo.
Porque hace unos años me enamoré de una mujer,
tuvimos una relación,
pero no soy ni lesbiana ni bisexual.
Porque desafío constantemente mis pensamientos, mis creencias e ideales.

Porque no creo en el matrimonio ni en el “felices para siempre”.
Porque no creo que la monogamia deba ser una excusa para nuestra falta de entendimiento
de que nadie le pertenece a nadie.
Porque estoy llena de contradicciones.
Porque apenas y sé hacer un sándwich,
no hablemos de cocinar para varias personas.

Porque mi prioridad en la vida no es tener hijos, sino viajar por el mundo.
Porque mis dedos están tatuados y si pones un anillo en ellos se verá feo.
Porque si algo me enoja, te lo diré y eso puede ser molesto.
Porque no me gusta que me paguen todo,
me gusta ganar mi dinero y compartirlo con quienes amo.
Porque tengo la mente abierta y entiendo todo tipo de amor.

Porque como todos, tengo un pasado, no me arrepiento de nada,
pero he hecho cosas de las que no me siento orgullosa.
Porque a veces lloro sin razón,
puedo ser confusa,
y eso incomoda a algunas personas.
Porque me gusta estar sola,
aunque sea visto como algo triste o lamentable.

Porque soy muy básica;
en mi intento por no serlo, lo soy.
Quiero pertenecer, quiero ser parte de algo.
Porque soy cabronamente libre, digo lo que pienso, y estoy consciente de mi realidad.

Tal vez no sé qué chingados quiero o quién soy,
pero tengo muy claro lo que no quiero y lo que no soy.
No soy girlfriend material porque usé demasiadas groserías en este poema.

El empoderamiento de la mujer ha surgido gracias al feminismo que por años se encontró en el olvido y hoy ha renacido, tomando un rol sumamente importante en las mujeres modernas.

Este poema hace alusión a las críticas constantes que reciben jóvenes y adultas por los actos que realizan. Pero ya están cansadas. Ya no quieren más.

Compartelo con tus amigos!

Lo + Visto

Siguenos en Facebook

Siguenos en Google +