La historia de dos mujeres borrachas

Dos mujeres borrachas se detienen a orinar en un cementerio…
La primera en orinar no tenía con qué secarse; por lo tanto, agarra su tanga, se seca y la tira
La segunda, que tampoco tenía nada con qué secarse, pensó:”yo no voy a tirar mi tanga… carísima, de Victoria’s Secret”. Entonces, agarra la cinta de una corona que
estaba encima de una tumba y la coloca dentro de la tanga para no mojarla…

Al día siguiente, uno de los maridos llama al otro y le cuenta:
– Mi mujer llegó anoche a casa borracha y sin tanga… terminé con mi matrimonio!
Y el otro le responde:
– Tuviste suerte amigo!!! ¡La mía me salió más puta!, llegó a casa borracha y con una cinta en el culo que decía:
¡JAMÁS TE OLVIDAREMOS! Con cariño: Antonio, Carlos, Pepe, Juan, Julio, José, Pedro y toda la facultad de Ingeniería!..