Acertijos

¿Por qué completamos 8 cuadrados en blanco en las entrevistas de trabajo?

Muchas son las pruebas para acceder al nuevo puesto laboral, y hoy te revelamos por qué se realiza una de ellas.

Tu primera entrevista de trabajo puede ser una de las experiencias más complicadas que debes enfrentar en tu vida, y lamentablemente esa no será la única a la que deberás enfrentarte porque estamos seguros que siempre querrás asumir nuevos retos y conseguir nuevos empleos.

En las entrevistas de trabajo además de demostrar nuestras actitudes y nuestra experiencia tenemos que someternos a diferentes test psicotécnicos  que le darán al empleador una idea de tu comportamiento y de lo que puede esperar de ti gracias a la psicología.

Uno de los test más famosos que se aplican en las entrevistas de trabajo, además de dibujar personas bajo la lluvia, es el test de Wartegg, que consiste en completar una serie de ocho cuadrados en blanco con dibujos a mano alzada.

Estos dibujos se realizan en base a los estímulos que el entrevistado desarrolla cuando observa las marcas (puntos o líneas) que vienen dibujados previamente. Como instrucción se advierte que los dibujos deben ser claros y físicos, y por nada abstractos.

¿Para qué sirve el test?

Con este test se pretende comprender cuál es la capacidad del individuo entrevistado para organizarse, además cuál es su nivel de creatividad. Por otro lado también se puede descubrir cuál será la reacción del candidato o sus sentimientos frente a determinadas situaciones, para así saber si es la persona adecuada para el puesto. El entrevistador se valdrá de la madurez del trazo, el equilibrio, las formas representadas, etc.

Lo + Visto

Siguenos en Facebook

Siguenos en Google +